Precio petróleo noviembre 2018

precio petroleo evolucion
La caída del precio del petróleo ha seguido una pendiente constante

El mes de noviembre ha sido uno de los más terribles que se recuerdan en el mercado del petróleo, con el precio cayendo alrededor de un 22% desde inicio de mes, en una racha bajista que hizo recordar al gran mercado bajista de 2014.

El mes ha sido una auténtica carnicería en los mercados de futuros y acciones petroleras, con masivas caídas en empresas importantes no solo de los barriles Brent y WTI sino de empresas como Halliburton, Continental Resources o Marathon, entre muchas otras.

Ya con la caída haciendo mella en las cuentas de los grandes productores se empezaron a ver avisos de Arabia Saudí, Rusia y la OPEC tenían que reducir la producción para reducir la sangría.

Según voces esta caída se debe en parte al aumento de la producción petrolera americana y de los inventarios del país que han seguido creciendo a buen ritmo.

Con esos datos del gigante mundial no es de extrañar que el precio del petróleo haya caído tanto en tan poco tiempo, y que las reacciones de los otros países productores hayan llegado demasiado tarde, al menos para parar la caída inicial.

Ahora falta por ver si dichos recortes se producen lo suficientemente rápido como para provocar una aceleración importante del precio al alza.

Los primeros días de diciembre han visto como el petróleo ha rebotado un 5%, pero todavía es pronto para hablar de resultados más duraderos.

Habrá que estar atentos a los próximos meses.

Análisis técnico petróleo noviembre 2018

comprar petroleo noviembre 2018

La caída, como no, ha sido bastante viciosa, rompiendo sin piedad la media móvil semanal de 40 sesiones, llevando al precio bastante por debajo de esa media.

Sinceramente, la caída ha sido de una magnitud que parece difícil que hayamos alcanzado el suelo aún, por lo que creo que es bastante probable que veamos nuevas caídas.

En el caso de buscar un rebote, habría que estar atentos a cuando el estocástico rompa el valor de 20, como en enero del 2016, lo que resultó ser una gran oportunidad para gozar el mercado alcista subsiguiente del petróleo.

No obstante, también hemos de esperar alguna que otra señal falsa con este indicador, al igual que con cualquier otro.

En cuanto a los siguientes soportes y resistencias, habría que ir a buscar los máximos de principios del 2017, como resistencia primera.

Los soportes a largo plazo nos indican que hay que estar atentos a los niveles de los 40 dólares, que bien podrían ser una gran oportunidad para hacer compras agresivas en caso de llegar a los mismos, habida cuenta de que ya por ese precio nos encontraríamos en posible situación de sobreventa exagerada (aunque a veces este tipo de “sobreventas” pueden durar mucho más, como en 2015).

Recortes o subidas en la producción del petróleo

Es curioso como en el mes anterior, cuando el mercado no había colapsado, no se estaba hablando tanto o casi nada de recortar la producción, y más bien la preocupación era de cómo estos países antes nombrados, Rusia, Arabia o la OPEC, podrían mantenerla por miedo a que las sanciones a Irán podrían causar problemas en la producción mundial.

Al final, vemos como la cosa cambia totalmente en un mes y parece que todo el mundo se ha olvidado ahora de Irán, centrándose en tener que recortar barriles para intentar salvar el barco petrolero.

Quizá los mismos Estados Unidos estaban anticipando esta carnicería, sabiendo que su producción e inventarios estaban funcionando perfectamente y que por ello podían permitirse darle una estocada a Irán, país que supongo que estará sufriendo bastante económicamente.

Otro país que debe estar pasándolo terrible estos días es Venezuela, ya que la práctica totalidad de sus exportaciones dependen del petróleo. O al menos lo empezarán a notar pronto, por lo que seguro que veremos más tensiones en sus bonos internacionales y cuentas varias.

Para hacernos una idea, hay noticias de que el país tiene que estar dependiendo en parte de gasolina importada debido a que el personal petrolero está desertando en número alarmante, por lo que no tienen gente para procesar el crudo.

Increíble, siendo el país con las mayores reservas de petróleo del mundo.

Mayor incompetencia imposible.

Para terminar el mes, siguen aumentando las exploraciones petroleras en Norteamérica, lo que choca de nuevo con lo dicho antes.

Parece que hay una guerra enorme montada entre “shale más tecnología” contra “carteles gubernamentales”.

Related Post

Deja un comentario